¿Qué tipos de drones existen?

Las aficiones que tenemos es una de esas cosas que nos definen, es aquello que nos saca un poco de la rutina, algo que activa nuestra mente y nos permite evadirnos de nuestra vida diaria. Obtenemos una dosis extra de vitamina D que refuerza nuestra mente, permitiéndonos dedicarnos a lo que nos gusta. Mucha gente busca convertir su hobby en su trabajo, por aquello que dicen: trabaja de lo que te gusta, y no trabajarás en la vida.

En el sector de los drones es fácil entrar y engancharse: pruebas un drone de un amigo, lo controlas, ves que se estabiliza solo y piensas que eso es todo pero…la realidad es diferente. Las aeronaves no tripuladas es un sector emergente donde existen varios tipos de drones, cada uno para un uso diferente. Cuando profundizas en los distintos tipos de drones que hay en el mercado, verás que es más complejo de lo que parecía… Y mucho más divertido.

Muchos se sacan el carnet de piloto de drones y vuelan su drone estabilizado pero… ¿y si te digo que hay drones de carreras? ¿Drones específicos para interiores? ¿O sabes que incluso hay drones con los que se pueden hacer inspecciones de áreas kilométricas?. ¡Quédate y te cuento más!.

Drones estabilizados

Drone multirrotor estabilizado tipo Phantom

Los drones estabilizados son los más comunes dentro del sector. Son aeronaves que, como su nombre indica, se estabilizan de forma automática. Esto significa que están fabricados para ser manejados de forma suave y segura, minimizando al máximo las probabilidades de un accidente y siendo perfectos para principiantes.

Este tipo de aeronave cuenta con la funcionalidad, gracias al GPS y sensores inerciales, que el propio drone calcula la potencia que debe darle a cada motor para mantenerse en el aire estable. Esto es así incluso en condiciones un tanto más adversas, como en entornos algo ventosos (cada aeronave tiene un rango de uso), donde el drone compensa las ráfagas de viento que vienen, dándole más potencia o menos a determinados motores para no volcar. Hablando de viento…¡no te olvides de asegurar tu drone!

Estos drones son utilizados normalmente para inspecciones, seguridad, rodajes y fotografía. Son los drones que más utilidad tienen gracias a su estabilidad, además, son los que más veremos en un futuro realizando tareas como transporte de paquetería o incluso operaciones de salvamento. Podemos encontrar drones estabilizados de diferentes marcas como DJI, Hubsan, Autel, Xiaomi…

Desde Operadrone recomendamos que empieces tu andadura por este sector con un drone estabilizado, porque como dijimos anteriormente se tratan de los drones más seguros y fáciles de manejar, y te ayudarán a ganar confianza y experiencia para los vuelos.

Drones FPV

Los drones FPV son, sin duda, los más divertidos de pilotar. Si bien cualquier drone es divertido de por sí, la realidad es que los drones FPV son totalmente distintos a lo que podemos ver normalmente, debido a lo cual se trata de una opción muy buena si lo que quieres es la sensación de riesgo y adrenalina.

Pero empecemos por el principio: ¿Qué significa FPV? Se trata de las siglas de “First Person View” (Vista en primera persona). A diferencia de los drones estabilizados donde vemos lo que ve la aeronave con la pantalla de nuestro móvil o tablet, para volar FPV necesitamos unas gafas que reciban la señal de vídeo de la cámara de nuestro dron. Esta cámara está situada en la parte delantera del drone para poder controlarlo como si estuviéramos dentro de él.

Podemos encontrar drones FPV de diferentes marcas, siendo la más conocida BetaFPV. Y es que aunque hay drones fpv DJI, la mayoría de los pilotos optan por montárselos ellos mismos.

Además de esto, que ya de por sí ya es divertido, los drones FPV nos permiten controlarlos de forma acrobática, pudiendo hacer loopings, volteos, vuelos en vertical… Esto se diferencia mucho de los drones estabilizados, los cuales tienen el centro de gravedad bloqueado para poder autoestabilizarse.

Dentro de los drones FPV también hay subcategorías, ya que podemos encontrar drones muy pequeños para volar en casa (tiny whoops), pasando por otros más grandes y rápidos para competir (drones de carreras), hasta incluso drones con los que hacer tomas cinematográficas (cinewhoops). Las variedades parecen infinitas.

¡No te pierdas nuestro artículo sobre cómo volar drones FPV legalmente!

Sin embargo todo esto viene con un “pero”, y es que los drones FPV tienen un inconveniente muy fuerte: la barrera de entrada es mucho más alta que con los estabilizados. Al no incorporar sistema de autoestabilizado, somos los únicos responsables de su vuelo y estabilidad, siendo muy habituales los choques cuando estamos aprendiendo. Por ello es necesario saber cómo repararlos, las piezas que se necesitan, soldar…

Drones de ala fija

Los drones de ala fija permiten recorrer grandes distancias.

Por último tenemos los drones de ala fija. Son un nicho un tanto olvidado en el sector drones, no son muchos los que tienen drones de ala fija, pero la verdad es que tienen muchas más utilidades de las que puede parecer. Sigue leyendo…

Los drones de ala fija se llaman así precisamente porque se asemejan a aviones en miniatura. A diferencia de los estabilizados y FPV que tienen hélices que van rotando, las alas fija los dotan de mayor autonomía y aerodinámica. Cuentan con unos rotores situados en la parte trasera que les permiten impulsarse.

Los drones de ala fija pueden recorrer grandes distancias en poco tiempo, es por ello que se usan normalmente para inspecciones de áreas muy extensas, reconocimientos, estudios topográficos… Este tipo de vuelos serían mucho más lentos y costosos con un drone estabilizado.

Estos son los tipos de drones que existen en la actualidad, todos ellos tienen sus particularidades y ventajas, ¿cuál crees que puede ser el tuyo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: