Los 3 consejos más importantes para hacer vídeos profesionales con tu drone

Los drones son capaces de capturar imágenes impresionantes, pero si quieres que tus vídeos tengan un aspecto profesional, debes tener en cuenta algunas cosas. En esta entrada del blog, compartiremos tres consejos que te ayudarán a crear excelentes vídeos con tu dron. Tanto si acabas de empezar como si llevas un tiempo haciendo vídeos, estos consejos te ayudarán a llevar tus habilidades cinematográficas al siguiente nivel.

Aprenderemos a utilizar la velocidad de obturación como un profesional, a aprovechar las mejores horas de luz y a configurar el balance de blancos para conseguir colores vibrantes con nuestro drone.

Velocidad de obturación

Cuando se trata de fotografía, la velocidad de obturación es uno de los ajustes más importantes que hay que entender. Este ajuste determina el tiempo que el obturador de la cámara permanece abierto, y tiene un gran impacto en tus vídeos.

¿Por qué? Debido al desenfoque de movimiento. Si la velocidad de obturación es demasiado rápida, los objetos en movimiento aparecerán congelados en cada fotograma del vídeo. Esto hará que la transición entre fotogramas no sea fluida. Con la velocidad de obturación correcta obtendremos un suave desenfoque de movimiento que hará nuestros vídeos más cinematográficos.

Consigue un efecto inmersivo eligiendo correctamente la velocidad de obturación

Entonces, ¿cómo saber qué velocidad de obturación utilizar?. Dependerá de la velocidad de fotogramas del vídeo. Una regla utilizada en vídeo es utilizar una velocidad de obturación que sea el doble de los fotogramas por segundo. Así, si estás grabando vídeo a 24 fps, utilizarías una velocidad de obturación de 1/50 de segundo.

Sin embargo cuando grabamos con un drone es diferente ya que tenemos una cámara estabilizada, por lo que no tendremos problema de trepidación. Esta es la principal razón de la regla anterior, utilizada para vídeos realizados en tierra. Para vídeos con drone vamos a utilizar la misma velocidad de obturación que fotogramas por segundo. De esta manera si estamos trabajando a 60fps será 1/60 la velocidad de obturación idónea. De esta manera conseguirás un desenfoque de movimiento perfecto.

Iluminación

Cuando se trata de grabar vídeos profesionales con drones, no hay mejor momento del día que el amanecer. La luz es suave y cálida, y resalta los colores de una manera hermosa. Este tipo de luz es perfecta para los vídeos con drones porque crea un ambiente tranquilo y relajante.

Además, el bajo ángulo del sol durante el amanecer crea hermosas sombras que añaden interés a tus vídeos. Y como el sol está saliendo en el cielo, no tienes que preocuparte por las sombras duras que pueden arruinar tus tomas. Otra ventaja de grabar al amanecer es que podrás grabar solo y tranquilo. No habrá espontáneos que aparezcan en tus tomas y perturbando la escena.

La mayoría de nuestros planos de stocks están realizados al amanecer

Otro momento del día ideal para la videografía con drones es la hora dorada. Es la hora anterior a la puesta de sol, cuando el sol está bajo en el cielo y proyecta una hermosa luz dorada. Esta luz es perfecta para grabar vídeos porque crea un ambiente cálido y acogedor.

Balance de blancos

Cuando se trata de grabar un vídeo con un dron, es importante utilizar el balance de blancos manual. Al utilizar el balance de blancos manual correctamente te asegurarás de que tus vídeos tengan colores precisos y un aspecto profesional.

Para ajustar el balance de blancos manual, tendrás que encontrar un objeto neutro en tu escena. Puede ser un papel blanco o una tarjeta gris. Una vez que hayas encontrado un objeto neutro, apunta la cámara hacia él y pulsa el botón de balance de blancos. Ajusta la temperatura hasta que la tarjeta se vea blanca. Realiza este ajuste antes de despegar tu drone y así no tendrás que cambiarlo mientras las condiciones de luz de la escena sean similares.

Si en la imagen hay un elemento blanco puedes utilizarlo para verificar el balance de blancos

También puedes usar los modos predefinidos de balance de blancos para ambientes soleados, nublados, etc. Sin embargo, estos modos no son tan precisos como el balance de blancos manual y sólo deberían utilizarse cuando debas realizar un cambio en mitad del vuelo

¿Por qué no utilizar balance de blancos automático?

Una de las desventajas de utilizar el balance de blancos automático en vídeo es que no conseguiremos resultados profesionales. Esto se debe a que el balance de blancos automático cambia constantemente, dependiendo de las condiciones de luz de la escena. Esto puede hacer que los colores en tus vídeos no sean consistentes. Nunca será tan preciso como el balance de blancos manual.

Y es que incluso aunque seleccionemos mal el balance de blancos, este será siempre el mismo, no sufrirá cambios en función de las condiciones de luz de la escena. De esta manera podremos llegar a hacer cambios y arreglarlo. Algo que habría sido imposible si hubiéramos trabajado con balance de blancos automático.

La velocidad de obturación, la iluminación y el balance de blancos son factores importantes a tener en cuenta a la hora de grabar vídeos profesionales con drones. Si utilizas la configuración manual y la ajustas en función de la luz de la escena, podrás crear vídeos con colores precisos y un aspecto profesional. ¿Qué otros ajustes consideras básicos para grabar vídeo con dron? ¡Déjanoslos en comentarios!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: